lunes, 9 de mayo de 2011

Suspiros



Llegó hace un año, obligado por la necesidad, pero todavía añora los olores y sabores que quedaron atrás. Sólo chapurrea el nuevo idioma, y ni se acostumbra al clima, ni a la comida, y mucho menos a las miradas despectivas recibidas por ser extranjero.

Ahora, junto a sus compañeras inseparables, tristeza y pena, cuenta las horas que faltan para acudir el domingo a ese bar que es su segunda casa. Allí cuando el tocadiscos reproduce esos acordes que consiguen erizarle el vello, y a pesar del nudo en la garganta, tararea emocionado el pasodoble: “Quiso Dios, con su poder…”

8 comentarios:

  1. Buena historia para recordar que nosotros también fuimos inmigrantes.

    ResponderEliminar
  2. Aupa Miguel!
    No es que los pasodobles sean de mi agrado, pero tu historia sí que lo es... aunque como en todo, hay cosas y cosas... defendibles y no...
    Abrazo!!

    ResponderEliminar
  3. Hace poco tocaba este tema en un microrrelato titulado "Xenofobia". Tú, Miguel, siempre imprimes el toque de realismo crudo, casi periodístico a las historias que compartes. Todos somos extranjeros en cuanto abandonamos nuestras fronteras, obligados por las circunstancias o no. Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. enmalestado la memoria es muy frágil y no hace tanto tiempo que ocurrió.

    Sucede lo de los pasodobles era para explicar mejor el sentido del microrrelato. Pôr cierto, ¿a qué te refieres con lo de defendible?

    Pedro Alonso leeré en cuanto pueda Xenofobia. Hay que viajar mucho más para darnos cuenta de la realidad de muchas cosas.

    Saludos para los tres. Gracias por vuestras opiniones.

    ResponderEliminar
  5. La música puede tener efectos muy saludables...

    ResponderEliminar
  6. Temujin en varios de los micros ya ha salido el tema de la música y en realidad no siempre ha salido tan bien parada. En este caso sí, por supuesto.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Tan bien como siempre Miguel.
    Bicos y te sigo, despacio, pero lo hago eh?

    ResponderEliminar
  8. Hola Miguel,

    Me interesarís contactar contigo para pedirte permiso para usar unas fotos tuyas para un artículo. Te paso mi mail info@oscargimenez.com
    O si no, me pasas el tuyo y te cuento. He entrado en tu perfil pero me da error.
    Un saludo!

    ResponderEliminar