lunes, 21 de junio de 2010

Milagros

Hace tiempo que aquí nadie cree en los milagros. Lo veo en sus caras, falseando continuamente la verdad. Es duro ver cómo un ser querido pierde sus mejores años postrado en una cama, pero aún lo es más si eres tú esa persona. Desde que la conocí he comenzado a creer en los milagros y esa certeza me permite “vivir” estos últimos días de otra forma, seguro de que el final está próximo. Ella ha venido hoy y ha puesto todo en marcha, al fin mi único anhelo se hará realidad. Os estaré esperando, por favor no tengáis prisa.

13 comentarios:

  1. Me ha recordado a la historia de Ramón Sampedro, si es que los tiros van por ahí. No tendremos prisa entonces.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola Miguel!

    He estado ausente por motivos de trabajo, veo que has cambiado la plantilla del blog. Me gusta más ésta.

    A mi me sucede lo mismo que a "manuespada", ojalá no me vea así.

    ¡Un abrazo!

    Miguel

    ResponderEliminar
  3. Que cambio! Es más fresco. No tendremos prisa, q llegue cuando tenga que llegar.
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Ella le inyecta ilusión para morir. ¿¿Es un contrasentido??

    Un abrazo Miguel.

    ResponderEliminar
  5. Manuespada por ahí van los tiros.

    Anapedraza estaba cansado de la otra, no me decía nada. Un abrazo

    Su para el verano viene mejor, la otra era más fría. Saludos

    Torcuato ella le inyecta lo necesario para morir aunque quizás no me ha quedado lo que quería transmitir demasiado bien. Un abrazo también para ti.

    Adivín Serafín ya somos seis los que no nos apuntamos a este carro. Supongo que la cuenta irá subiendo. Blogsaludos

    ResponderEliminar
  6. No Miguel. Estaba muy claro. Lo que ocurre es que intento no dejarlo muy claro para que el resto se devane un poco el coco. Je, je.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Miguel has transmitido exactamente lo que querías.

    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Sí, yo también creo que los milagros, si existen, están en la gente :)

    ResponderEliminar
  9. Ojala cada uno pudiera fabricarse su propio milagro o al menos que nadie le impidiera intentarlo.
    Salut

    ResponderEliminar
  10. Torcuato eso está bien. A darle al coco, pero para cosas de éstas no para temas como el de la historia.

    Virginia cada uno tiene que creer en sus propiso milagros. El milagro es estar aquí.

    Carme Carles ojalá pudiera ser así pero me parece que está complicado.

    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Que espere, que no tengo prisa. (6 palabras)
    Salu2.

    ResponderEliminar