lunes, 10 de septiembre de 2012

Impotentes



Tras despertarle, le lavó, le vistió, desayunaron y, tras subirle a su silla de ruedas, fueron al cementerio en el que descansaba su esposa. Allí, frente a la lápida, el padre incapaz de soportar tanta pena acumulada, sacó una nota del bolsillo y rompió a llorar. El hijo tampoco pudo evitar el reguero de baba que le caía hasta la ropa. Dos disparos rompieron la tensión del momento, después volvió la paz. 
Hoy apenas nadie habla del porqué de esas dos muertes. Los problemas afectivos del futbolista de moda copan la cuota de pena y sentimientos de las noticias.


11 comentarios:

  1. Me pareció durísimo. El contrapunto de la tristeza de un futbolista nos regresa a la relativa importancia de la tristeza, la pena o la desesperanza.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Esa nota... ¡odio las historias con notas misteriosas que me dejan pensando!. Ahora en serio, buen contrapunto.
    Saludillos

    ResponderEliminar
  3. Miguel Ángel, es fácil en la sociedad que vivimos que las noticias más importantes, las del corazón y sentimientos, se pierdan por otras que no lo son. El caso de CR7 es solo un ejemplo más. De todas formas no todas las noticias son eternas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Así es, ¡cuántas historias se pierden escondidas entre las "penas" del futbolista. Perdemos humanidad.

    Besitos

    ResponderEliminar
  5. Formidable, Miguel Ángel.

    Esta micro no sólo nos cuenta una historia dura, que nos deja el sabor del misterio en los ojos, sino que además contiene una crítica de la que no podemos declararnos libres, toda vez que conformamos esta sociedad que dibujas.

    Aplausos.

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  6. Hay que tomar la decisión de dónde focalizar nuestra atención (y nuestra energía, si decidimos después hacer cosas).

    ResponderEliminar
  7. Crítica dura y descarnada. Y la historia principal, tremenda. Lo que más me ha ha impresionado, la comparación de las lágrimas del padre y el reguero de baba del hijo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Dura crítica a la sociedad actual.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  9. Wow! Me gusta el impacto que se consigue con una historia rápida y de pocas palabras.

    Muy bueno.

    ResponderEliminar
  10. Cuestión de prioridades. Y eso importa más, por eso cada vez somos menos humanos. Como siempre una gran carga crítica y tratando de los temas que de verdad importan.

    ResponderEliminar
  11. Sí, da pena ver las noticias hoy en día.
    La historia muy dura, directa a la conciencia de la gente.
    Saludos.

    ResponderEliminar