martes, 26 de julio de 2016

Dolores selectivos


María empana los filetes de pollo frente al televisor, mientras Jorge resuelve el autodefinido. Los pactos de gobierno, otra ola de calor o la huelga de controladores aéreos constituyen de nuevo el ruido de fondo en la cocina. Cuando la presentadora avanza la noticia de que acaba de producirse un nuevo atentado terrorista, dejan por un instante sus tareas y levantan la vista para ver dónde ha ocurrido. Al saber más detalles, y escuchar que no ha sido en España, Jorge intenta completar la 3 vertical: “sinónimo de indolencia”, y María continúa con los filetes: primero huevo, luego pan.

1 comentario:

  1. Estamos anestesiados. Pero supongo que si no no podríamos vivir. Porque hay que añadir todo lo que no llega a salir en los medios.

    ResponderEliminar