lunes, 15 de marzo de 2021

El rey del brillo (Día 74)

 

EL REY DEL BRILLO

Un taburete, betún, ceras, cepillos, bayetas… Marcial, autoproclamado «Rey del brillo», ofrece por cuatro euros conversación y zapatos en los que incluso se podría comer. Superviviente del arte de lustrar calzado, sueña con que algún día cambie su suerte y así disfrutar viendo que otro se los limpia a él. Y como a veces los sueños se cumplen, dos años después abandonó su metro cuadrado de acera en la Gran Vía para enfundarse en un traje elegante y unos botines; tan relucientes como la inscripción que reza en su lápida: «El símbolo de la elegancia es el zapato limpio».

1 comentario:

Lo que aquel verano me dejó

 Esta es mi segunda aportación al concurso de Zenda #elveranodemivida LO QUE AQUEL VERANO ME DEJÓ Tras muchas noches de nervios, apuntes su...